Carlos Tena en Oviedo
el jueves 30 de mayo..a las 7 en el Fontán Oviedo, conferencia del periodista Carlos Tena.

Carlos Tena  periodista, crítico musical, locutor de radio y presentador de televisión español. (wiky)

Desde sus primeros trabajos al filo de 1967, su estilo profesional se caracterizó por la naturalidad desencorsetada, espíritu imaginativo y una ácida voluntad contestataria. La mayoría de las fuentes documentales coinciden asimismo en que Tena fue uno de los primeros revolucionarios de la nueva comunicación.2

Trayectoria

Comenzó su actividad profesional en el mundo de la radio trabajando en Radio Peninsular de Madrid desde 1966. A finales de los años 1960 trabajó como disc-jockey en el programa Disco Clan, de Radio Peninsular, que dirigía José Luis Uribarri.3 A mediados de la década siguiente, trabaja ya en Radio Nacional de España, inicialmente en labores de disc-jockey4 En Radio Nacional de España dirigió y presentó, a partir de 1973, el espacio Para vosotros, jóvenes,5 donde coincide con Gonzalo García Pelayo, además de la dirección, realizó labores de estudio y difusión de la discografía de The Beatles, con la traducción al español de todas las letras, así como de un autor tan prolífico como Bob Dylan.,6 7

En 1976 comenzó a presentar el espacio Clásicos Populares de Radio Nacional con un estilo innovador, coloquial y desenfadado, que lo hizo muy popular. Diferencias de criterio con el guionista, Fernando Argenta, provocaron finalmente su salida del programa, siendo sustituido por el propio Argenta.8

De su multifacético trabajo en Televisión Española, algunos sectores de la crítica han querido destacar su vinculación con la Movida madrileña,9 que promocionó en espacios pioneros como Popgrama (1977-1981).10

De la década de 1980, quedan sus trabajos como presentador, director y creador de Música, maestro (1981),11 (dedicado a difundir la música clásica),12 Caja de ritmos (1983), Pop que (1984) y Auambabulubabalambanbú (1985-1986) todos ellos en TVE.

En el atractivo capítulo de los escándalos, puede recordarse la polémica desatada por la emisión en Caja de ritmos de un número musical del grupo Las Vulpes, titulado Me gusta ser una zorra, que supuso la cancelación definitiva del espacio.5 Este fue uno de los frecuentes casos en que su ideología progresista de izquierda le ha acarreado conflictos con las fuerzas conservadoras españolas;13 entre ellos, una querella criminal interpuesta por el Fiscal general del Estado contra Tena.14

Tras un tiempo apartado de la pequeña pantalla, regresó en la década de 1990, en esta ocasión como colaborador y jurado de espacios de «talent show», como Lluvia de estrellas (1995-2002) y Menudas estrellas (1996-2001), o como contertulio en el programa de debate Moros y cristianos.

Es sobrino del diplomático español Juan Ignacio Tena Ybarra y del general y magistrado Julian Iñiguez de la Torre.


entrevista a Carlos Tena    (insurgente)

Cómo ves el panorama de la izquierda en el Estado

Mientras existan ciudadanos como Julio Anguita, Kalvellido, Maité Canpillo, Manuel Navarrete, Diego Cañamero, Willy Toledo, Carlo Frabetti, José Manzaneda, Iñaki Gil de San Vicente, Ángeles Díez, Juan Manuel Sánchez Gordillo y otros nombres tan guerreros, activos, solidarios y reflexivos, confiaré en esa izquierda combativa, a la que un sector de la misma trata de anular o al menos reducir. Pero admito que, en cuanto a quienes trabajamos por nuestra cuenta, la excesiva atomización no conduce a otra cosa que generar un enorme panal de abejas obreras, sin poder alguno para cambiar el estado o hacer una revolución. Y al lado, miles de zánganos al servicio del vicio monárquico, estafan, roban, violan derechos y expulsan de sus casas a decenas de miles de contribuyentes, dejando en el paro a millones de personas, castrando ilusiones y encerrando al país en el esclavismo. La izquierda estatal mostró su cara más patética cuando en 2008, Llamazares, al frente de IU, obtuvo dos escaños en el Parlamento. Muy diferente de aquellos 21 diputados que lograra Anguita como Coordinador del bloque en 1996. Y el premio que otorga esa formación fue mantener a Llamazares y abandonar al que fuera único alcalde comunista de una capital de provincia. Cuando se renuncia a la defensa de los trabajadores y se ponen paños calientes encima de las heridas, no se logra otra cosa que el desencanto del pueblo. Y ahí tenemos a Sortu y Amaiur, con todos los medios estatales en contra, derrotando con sus propias urnas a fascistas (PP) y liberales (PSOE), en un ejemplo de coordinación y unidad popular, marchando y luchando en el País Vasco hacia un escenario de paz que los neofranquistas no desean. Hay un camino muy largo para la izquierda europea, que antes debe frenar el neofascismo global que impone la Casa Blanca, mientras Latinoamérica da lecciones de coraje democrático. Son pueblos jóvenes que, tras padecer bestiales dictaduras, no quieren regresar a un pasado que hoy les enseña este viejo continente, al que banqueros y empresarios (padrinos de presidentes y primeros ministros) han emputecido, expoliado y estafado. Y mientras tanto, cubanos, venezolanos, ecuatorianos, argentinos, bolivianos, nicaragüenses o uruguayos tratan de salir del Patio Trasero, a los currantes europeos nos mandan a galeras.